Mitos sobre lactancia.- Volumen 2

Vamos a continuar exponiendo más mitos extendidos sobre la lactancia materna. Agradezco muchísimo que me comentéis vuestras experiencias al respecto porque hay cosas que os han dicho que merecen ser mencionadas, para ayudar a otras mamás a no sentirse menospreciadas y quitarnos esa sensación impuesta tan frecuente de que todo lo estamos haciendo mal.

4.- Si bebes agua mientras das de mamar la leche “se agua”.

Este mito me lo contaron la semana pasada varias personas (parece que se dice bastante). Yo no lo había escuchado antes pero hay que acabar con él.

Si bebes agua no se agua la leche. No sé en qué mecanismo se basa esta afirmación poque no le encuentro mucha explicación. El agua no puede pasar directamente de la boca de la madre a su teta.

Además, prohibir a una madre que beba agua mientras da el pecho es casi una tortura. Teniendo en cuenta que la leche materna es un 88% agua y que la liberación de oxitocina durante las tomas da mucha sed, es totalmente necesario beber agua. Haz caso a lo que te dice tu cuerpo que es mucho más sabio que la infinidad de leyendas urbanas que corren en nuestro entorno.

bottle-2032980_1920

5.- Tu leche no es de buena calidad.

Toda leche materna es de buena calidad. Incluso en mujeres malnutridas la calidad de su leche es suficientemente buena para que sus hijos engorden y crezcan bien. De hecho, la mayoría de las veces esos niños empiezan a tener problemas cuando se destetan.

Y en relación con el mito anterior, cuando se dice que “le tienes que dar biberón porque tu leche está aguada”, quieren decir lo mismo que “tu leche no es de buena calidad” o  “tu leche no alimenta”. La leche materna es buena SIEMPRE. Ninguna leche de fórmula puede asemejarse a la leche materna. La leche materna es un fluído vivo, rica en microorganismos que colonizan y protegen el intestino y el sistema inmunológico de nuestros hijos, les aporta defensas, cambia y se adapta a lo largo del tiempo, en un mismo día, incluso en una misma toma… Esto no es posible que lo haga una leche artificial. La leche materna siempre va a ser de mucha más calidad que cualquier lactancia artificial, por muy “buena” que nos la pinten.

Y claro que la leche materna “está aguada”, ¡si es un 88% agua!. ¿Es que cuando se prepara un biberón la gente no se da cuenta de la cantidad de agua que le ponen?

6.- Hay que dar el pecho cada 3 horas.

Esto del horario parece estar grabado a fuego en el cerebro de nuestras madres, suegras, y de todas las mujeres que tuvieron hijos en los años 70-80, que además coincide con la época del auge del biberón.

El pecho se da a demanda. ¿Y que quiere decir a demanda? Cada vez que el niño se remueva, llore, se chupe las manos, gruña… En definitiva, cuando lo necesite.

Pero es que hay que esperar tres horas entre toma y toma porque así damos tiempo a que se llene mejor el pecho. FALSO. El pecho no es un almacén, aunque al principio se acumule mucha leche. Pero poco a poco va aprendiendo a funcionar “como un grifo”, que fabrica leche cuando el bebé succiona. No es necesario esperar ningún tiempo para darle de mamar al bebé. Como si lo pide cada 10 minutos. Pero es que aunque no tenga hambre nunca nos equivocamos ofreciéndole el pecho: si tiene hambre comerá, si tiene sed beberá, si se siente inseguro tendrá los brazos y el pecho de su madre, si tiene dolor mamando se relajará, etc. No me cansaré de decir que el pecho no es sólo alimento. Es seguridad, calor, cobijo, tranquilidad…

Pero es que el estómago del niño necesita 3 horas de descanso entre toma y toma. FALSO. Los niños necesitan comer cuando tienen hambre (o sed o lo que sea) y eso no es ni mucho menos cada 3 horas. Quizá al principio sea cada 20 minutos o media hora. Toman poquita cantidad en muchas veces al día. Pensad que cuando estaban en el útero tenían nutrición continua. No nacen dejando pasar varias horas entre toma y toma, además necesitan mamar con mucha frecuencia para estimular el pecho de su madre y conseguir que produzcan cantidad suficiente (la calidad siempre está). Porque así se consigue tener leche suficiente, haciendo caso a las necesidades del bebé. No siguiendo horarios absurdos que hacen que se pierdan las lactancias porque se produce menos leche y porque la madre se angustia escuchando a su hijo llorar sin poder ofrecerle el pecho “porque no le toca”.

La leche materna se digiere muy rápidamente, en unos 40 minutos. Así que no “se va a empachar” ni le vas a estropear la barriga por ofrecerle el pecho cada vez que consideres.

alarm-clock-2175382_1920

7.- Y 10 minutos en cada pecho.

En relación con el anterior. De la misma época que los horarios.

No es necesario dar los dos pechos en todas las tomas. Le leche materna va cambiando a lo largo de la toma. Como me gusta explicar a las mamás, “el primer chorro es casi todo agua y conforme va avanzando la toma va teniendo más grasita”. Así que si dejamos al niño que mame todo lo que quiera de ese pecho está consiguiendo sacar la parte más calórica. Si lo dejamos a medio y lo pasamos al otro pecho, volverá a tomar la leche más fluida y no llegará a tomarse “lo del final”. Corremos el riesgo de pensar que ese niño no está engordando suficiente porque la leche de esa madre está aguada o no lo alimenta, cuando la realidad es que no lo estamos dejando nutrirse bien por culpa de normas y horarios sin sentido.

Hay veces que los bebés toman dos chuponcitos y sueltan el pecho, ¿no os parece que así pueden saciar su sed? Si la leche no cambiara en la toma los bebés no podrían calmar la sed en unos minutos. La naturaleza tiene muy bien regulado el funcionamiento del pecho. Ahora nos toca desaprender lo mal aprendido y derribar todos estos mitos.

Olvidaos de horarios y escuchad a vuestros pequeños.

img_20190502_160922280213675.jpg

Así que besitos, abrazos y muchos mimos.

Pediatribu

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s